Viviendas Ecohogar

Este viernes, el gobernador Miguel Lifschitz le pedirá perdón en nombre del Estado provincial a una joven de 25 años que fue abusada por su papá desde los 13 en Reconquista. Lo denunció en la Justicia, lo condenaron y lo absolvieron al año siguiente. Para Naciones Unidad (ONU), el Poder Judicial actuó de forma machista. En el interín, C. huyó de Reconquista y de su padre y se instaló en Rosario.
Según publicó El Ciudadano, C. denunció a su papá por primera vez cuando tenía 17 años. Desde los tres la violaba a ella y a sus hermanas de forma sistemática. En 2011, la Justicia de Reconquista lo procesó por abuso sexual con acceso carnal agravado, pero un año después el juez Nicolás Muse Chemes lo absolvió.
Ese mismo año, la Cámara de Apelaciones en lo Penal de Vera ratificó el fallo pero C. no se dio por vencida. Insistió con la denuncia y, acompañada por entidades de mujeres, elevó el caso a los tribunales internacionales. Así, se convirtió en el primero en el país en llegar a la ONU y el organismo internacional le dio la razón.
La Justicia había actuado de forma machista y no escuchó a la víctima. Hace cuatro años, el gobierno santafesino resolvió otorgarle a C. una reparación histórica; le dio un trabajo y una casa. Tuvo que dejar su casa en Reconquista después de que la Justicia liberara al padre. Vive en Rosario desde 2012 y el año pasado terminó el secundario; el que viene quiere estudiar Trabajo Social.